Cooperativismo de Consumo y empresas ecológicas

Empresas éticas, productos ecológicos

Una cooperativa de consumidores y usuarios de productos ecológicos es un tipo de empresa que tiene su origen en la asociación de un grupo de personas (socios/as) que desean autoabastecerse de productos naturales sin intermediarios, contactando directamente con proveedores en aras de conseguir precios razonables para las dos partes sin necesidad de disminuir la calidad del producto.

En su fórmula cooperativa, esta clase de empresa no se propone esencialmente  la obtención de beneficios económicos, y se sujeta a los principios cooperativos de equidad, ética de negocio y respeto por el medio ambiente como bases para su trabajo.

 

En el ámbito de los productos ecológicos destacan las cooperativas de consumo dedicadas a la distribución. Estas empresas de la economía social responden a una doble demanda: por un lado, el cada vez mayor número de consumidores y consumidoras que desean consumir ecológico; por el otro, el papel cada vez más importante de la ética empresarial y la responsabilidad social corporativa a la hora de promover nuevos negocios e iniciativas socioeconómicas.

En este tipo de empresas los socios y socias participan activamente en las decisiones de gestión y adquieren conciencia grupal y sentido solidario, mientras las comunidades en las que están insertas se ven beneficiadas por un aumento de la riqueza y el empleo dignos, ya que las cooperativas no pretenden lucrarse a toda costa, sino promover acciones conjuntas para mejorar el tejido socioeconómico desde lo local.

Los principios cooperativos: emprendimiento social

–      Las cooperativas son organizaciones voluntarias y abiertas a nuevos socios y socias, sin discriminación alguna.

–      Las cooperativas son organizaciones democráticas controladas por sus socios y socias.

–      Socios y socias contribuyen de manera equitativa y usualmente reciben una compensación limitada sobre el capital.

–      Las cooperativas son organizaciones autónomas e independientes.

–      Las cooperativas brindan educación y formación a sus socios, socias y equipo de trabajadores. Además, informan hacia el exterior de los beneficios sociales de este modelo de empresa.

–      Las cooperativas trabajan de manera conjunta por medio de redes.

–      Las cooperativas trabajan para el desarrollo sostenible de sus comunidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *